Cuaderno de bitácora

16 junio 2012 – 11:47
Hace exactamente 24h que salimos de Madrid. El Fabia y yo hicimos noche en Sevilla, en una suerte de pensión (digna de cualquier película española ambientada en los 80) y  acabamos de llegar al atraque del ferry en Huelva. Parecía que íbamos a llegar a Tenerife rodando, pero había un barco al final de la carretera en mitad de la nada que se nos antojaba infinita. Bien. Nos acaban de dar la tarjeta de embarque y nos han confirmado que en el ferry hay piscina. Fabuloso. Nos ponemos a la cola con el resto de cochacos y pasajeros, listos para embarcar.

16 junio 2012 – 13:00
La tripulación es encantadora. Últimas llamadas, wassaps y sms de despedida. Mi madre me llama diciendo que “la gata de la prospe debería aprovechar bien la oportunidad que le brinda un viaje de 35 horas, jejeje.” Allá cada cual y su perturbada imaginación. La zona VIP es increíble. Tengo miedo de querer quedarme a vivir en el barco, aunque ya me estoy mareando y todavía ni hemos zarpado.

16 junio 2012 – 14:21
Lunch time. El hecho de haberme quedado sola en la sala VIP me ha llevado a preguntarme qué increíbles aventuras estarían viviendo mis compañeros de viaje ahí fuera, por lo que he decidido salir a cotillear. No he podido cerrar la boca ni medio segundo. No sé qué me tiene más fascinada, si el pedazo de barco o el altísimo índice de cañones a bordo. He comido rancho canario y pescado. La piscina es la leche. Mi objetivo ahora es hacerme algún/a amigo/a que me preste un poco de su protector solar.

16 junio 2012 – 18:40
Acaba de terminar la peli. Una de acción. La típica en la que el bueno y la cachonda terminan retirándose en una La-Gomera-wannabe. Titanic hubiera sido un puntazo. Me he hinchado a papas fritas y estoy un poco mareada. Sigo sin haber encontrado a alguien que me preste protector solar. Voy a darme un garbeo.

16 junio 2012 – 19:05
Después de ojear las cubiertas 8 y 9 y descubrir la zona de mascotas, la tumbona junto a la piscina se me antoja el lugar perfecto para pasar el mareo y leer un rato. Casualmente aprendo a leer la hora en el cielo, por la posición del sol. Observando la línea del horizonte y sabiendo a qué hora se pone, cada dedo en horizontal es un cuarto de hora. Ergo, son las 20:30h cuando abandono la proa. Ah, y las pulseritas antimareo funcionan. Weeee!!!

16 junio 2012 – 20:40
Huele tan rico cuando vuelvo a la sala VIP que decido cenar a la europea. Queda una hora para la puesta de sol cuando termino mi comida… Estoy expectante.

16 junio 2012 – 21:56
Se acaba de poner el sol. Ha sido precioso. Ahora espero que llegue la oscuridad para ver las estrellas. Hace un frío alucinante y pocos segundos en cubierta bastan para que el salitre empape hasta los huesos. Llevo todo el día con pelos de loca. Ahora más.

16 junio 2012 – 22:00
Showtime! Los animadores organizan varios bailes y performances con los niños de un colegio canario que viajan en el barco. Genial.

16 junio 2012 – 23:08
Termina el show. Me he reído una barbaridad. Salgo a cubierta pero entre el frío y que las luces del barco deslumbran demasiado, decido volver a la sala VIP a intentar dormir.

17 junio 2012 – 04:47
Esto es misión imposible. El tío que más ronca de la sala está durmiendo delante de mí y solo tengo ganas de matar.

17 junio 2012 – 13:00
He pasado la mañana leyendo en la zona de la piscina. Sobre las 11h se me ha acercado una mujer a venderme una serie de relatos cortos por 6€. Se los he comprado. Ya echaba de menos hablar con alguien un ratito. Me ha dicho que conoce La Gomera y que es un lugar maravilloso. Los relatos, escritos a máquina de escribir y sin una sola tilde, son algo decepcionantes, a la par que ininteligibles, pero tenía que invertir y las inversiones siempre implican cierto grado de riesgo… Tengo gusa pero voy a esperar, a las 18h hora local llegamos a Gran Canaria.

17 junio 2012 – 14:38
Jajajaja. ¡¡¡Hay una pareja en el salón jugando a Hundir La Flota!!! Solo espero que no sean gafes… No deja de sonar “We´re gonna rock the boat!” en la zona de la piscina.

17 junio 2012 – 18:13
Llegamos a Las Palmas. Sale del barco una cantidad ingente de coches y personas. La escritora no pasa desapercibida entre tanto vehículo de 4 ruedas con su bici. Estamos casi 2 horas entre el desembarque y el embarque de nuevos pasajeros y coches. Los que quedamos a bordo nos arremolinamos en popa para ver el desfile.

17 junio 2012 – 21:01
Ceno poco. Me siento a punto de explotar. En la zona de la piscina encuentro a una mujer angustiada porque desde que hemos salido de Gran Canaria el barco se bambolea que da gusto. La tranquilizo y el karma me devuelve la buena acción con la sonrisa de uno de los cañones, cuando me lo cruzo de vuelta a la sala VIP. Yujuuu!

17 junio 2012 – 21:20
Oh dios santo qué ganas de pegarme una ducha y pillar una cama en condiciones.

17 junio 2012 –  23:54
Después de casi una hora esperando en bodega, acaban de abrir las puertas y rampas… Jo-der, ¡qué ganas de tierra firmeee! Tenerife, here we go… En 15 horas llegamos a La Gomera. ¡¡¡Por fiiin!!!

Advertisements
Categories: Querido Diario | Tags: , | Leave a comment

Post navigation

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

Create a free website or blog at WordPress.com.

%d bloggers like this: